Shop the trend
31 mayo, 2016

10 imperdibles de ROOMIE

Por CaRo ceRi

Prada, Dior, Saint Laurent y Pucci nos fueron dando claves. El Pop-Up Store nos lo devela por completo. Conocé la moda del invierno 16 en el Pop-Up Store de diseño independiente, interpretada por los mejores 50 nuevos talentos locales ¡El dato recomendado por Harper’s Bazaar Argentina!

 

1. La prenda: The Black Dress

La gran invención de Coco Chanel para estar impecable 24/7 vuelve en código retro y XL. En paño, tableado, con un hombro al descubierto, o de moldería irregular. Encontrá tu versión del clásico de los clásicos. Nuestro elegido: Black Circle, el vestido largo de crepe de Pólvora con escote en v, lazo en la cintura, mangas con frunce y forrado por dentro con gaza.

2. Los colores: Azul y verde

Nos trasladamos al set de Avatar con un blue total look. El azul vale en todas sus intensidades, desde el pantone de la bandera de Francia, hasta el de las olas del Pacífico. También viene con luz propia: encandilá con un índigo brilloso.  

El estilo army propone una trilha por la selva con conjuntos de parkas, camisas y pantalones verde militar que se combinan con toques animal print. Camuflaje.

3. El estilo: Ataque setentoso

La polera de lana, reina de otra época, regresa. El corte trapecio, la pana, el terciopelo, la gamuza… muy acariciable en color cognac. Por eso nos colgamos el bolso Herbert de Margot, con un Jean Oxford + camisa mangas de elefante. La onda revival permite detalles de los ´60 y ´70 como guants largos y cinturón-cinta. Completá con aros doble argolla de Valentina Mander. Se llaman Andrea y están hechos en plata 925.

4. Los zapatos: Mules

Así se llaman los suecos sin talón. Ideales por su versatilidad, con un taco cuadrado intermedio son perfectos para todo el día ¿Te animás a usarlos con medias gruesas acanaladas?

5. El material: Tejidos artesanales

Sweaters y tops vienen con puntos abiertos. Los tejidos descomprimen sus retículas y se relajan en modelos holgados, prendas flexibles y pecheras caladas. La luz del otoño no entra sólo por la ventana. La dejamos pasar a través de las tramas abiertas.

6. Sastería: Chaleco 7/8

Si es sin mangas, mejor. En tono masculino, queda perfecto con un pantalón cropped y mocasines Manray en blanco y negro de 144 Shoes. Abierto, aporta vuelo y soltura a cualquier outfit. Abotonado, con una remera de algodón por debajo, funciona como prenda única.

7. El detalle: Tajos laterales

El joven manos de tijera anduvo suelto por los talleres de diseño. No sólo las faldas dejan ver el costado exterior de las piernas: los pantalones se ensanchan y llevan aberturas hasta las rodillas.

 8. El complemento: Box bag

La versión pocket del baúl. La antigua valija se reduce y se minimaliza al extremo, hasta convertirse en tu caja fuerte de todos los días. La cartera cofre y sus líneas rectas aportan el sabor de lo concreto. De corte definido, es un “accesorio objeto”.

 9. Lo más práctico: Monoprenda

Un vestido largo tejido y zapas. Un enterito palazzo. El vestido camisero. Un pull oversized. Aprovechá la simpleza de vestirte con una sola prenda sin preguntarte con qué la vas a combinar. Si la pieza única es única – como el Mono Lisa de Wayne Project –  el look sintético gana sofisticación. No hace falta sumar nada para decirlo todo. Si es bueno y breve es dos veces bueno.

 10. El estilo: Desnuda en invierno

El año pasado, el blanco se asomaba al invierno, en una aventura extramuros que lo sacó de su confinación veraniega. Esta temporada, la máxima de usar colores claros en julio se extiende y trae a toda una gama de neutros que van del blanco roto al gris tenue. Para coronar el look Nudes Bajo Zero, una mega bufancha de Serendipya en lana natural con flecos de cuero.  

 

 

 

Comparti lo que pensas

Deja un comentario

Sin comentarios